Telas con Texturas

Las telas no se diferencian solamente por su estampado o color. Aunque a simple vista éstas dos son sus características más llamativas, la verdad es que en el diseño y la decoración es necesario tener en cuenta otros elementos que también ayudan a crear un ambiente y una estética determinados.

Por este motivo, a la hora de decantarnos por una opción u otra es muy importante elegir las telas con texturas más adecuadas para cada ocasión.

¿Qué aportan las texturas a la decoración del hogar?

Las telas con texturas para decoración se diferencian por los hilos de su tejido, el posible pelo y el sistema usado para tejer, como en el caso de los flecos. De esta manera, no solamente su color y motivos consiguen crear efectos decorativos. Una de las características más destacadas de las texturas es que aportan volumen al lugar donde se aplica el tejido.

Además, consiguen que los colores adquieran matices sutiles que los hacen todavía mucho más atractivos. En muchos casos, dejan de ser planos e, incluso, pueden crear efectos ópticos como aguas y brillos.

Todos estos factores hacen que las texturas sean un elemento básico a tener en cuenta a la hora de combinar telas en un mismo espacio y lograr un efecto visual armónico.

¿Qué telas con texturas escoger?

En la actualidad, se comercializan numerosos tipos de telas que destacan por tener una textura propia. Entre ellas, destacan:

Los brocados con hilos plateados o dorados y el moaré, que dan un punto de sofisticación a las cortinas y tapicerías

La batista y el tul son telas delicadas pero con un cierto toque rústico, y resultan muy adecuados para los visillos y cortinas

La pana y la franela son telas ideales para tapizar sofás y sillas

El tartán y el tweed son dos lanas suaves con motivos diferentes, pero perfectos para mantas y cojines

La chenilla es muy usual en las tapicerías, gracias a su resistencia a los lavados y su elegante aspecto aterciopelado El piqué es un algodón con dibujos geométricos en relieve, que encaja a la perfección en los cubrecamas y cojines

Texturas y uso de las telas

La textura de una tela viene determinada por las materias primas que se usan en su creación. En consecuencia, implica una apariencia y unas características muy concretas para cada tejido. Esto hace que se pueda elegir el que resulte más adecuado para unos usos determinados en la decoración.

Las telas con texturas suaves y delicadas están indicadas para el interior del hogar, ya que son poco resistentes a agresiones externas como los fenómenos metereológicos.

A cambio, ayudan a que cualquier estancia adquiera un aire elegante, con estilo e, incluso, un punto etéreo. Por otro lado, los tejidos como el saco o la loneta soportan mucho mejor un uso diario y, además, dan un toque más informal a la decoración.

A la hora de optar por una tela con textura concreta, también se debe valorar su posible limpieza teniendo en cuenta el uso que se le va a dar.Así por ejemplo, un sofá requiere de una tela resistente, para poder mantenerla en perfectas condiciones durante un largo período de tiempo.

Telas con texturas para marcar las estaciones

Cuando llega el verano, a todos nos gusta rodearnos de un ambiente más fresco y ligero. En cambio, el invierno es sinónimo de espacios cálidos y confortables, en los que recogernos. Obviamente, no es posible ir cambiando la totalidad de la decoración de una casa cada pocos meses, pero introducir telas con texturas diferentes es una buena opción para adecuar los espacios a los cambios de temperatura.

Así, en invierno se puede conseguir un ambiente más acogedor cambiando las fundas de cojines, cortinas y alfombras por telas como el tweed o las lanas muy cálidas, como la angora. Además, estas telas de texturas también proporcionan un tacto muy suave y cálido, que resulta muy de agradecer en los meses de invierno.

Cambios estéticos y sensaciones diferentes

Cambiar los textiles de la casa y optar por telas de texturas diferentes es una buena manera de adaptar la decoración y renovar el ambiente, adaptándolos entre otras cosas a las diferentes estaciones del año. Además, este tipo de telas son un excelente aliado a la hora de crear efectos visuales, que nos pueden ayudar a mejorar la decoración general de la estancia.

Finalmente, no podemos olvidar que estos textiles nos crean sensaciones únicas, que nos ayudan a estar más a gusto en el propio hogar. La calidez de la lana o el frescor de la seda nos permitirán estar cómodos y a gusto en un ambiente acogedor. Las telas con texturas son, en definitiva, la mejor opción para conseguir una decoración original, que cree sensaciones agradables y acogedoras. Todo ello, sin perder el estilo y la elegancia propios de cada estancia.

Descubre en nuestro exclusivo catálogo las telas con texturas con más calidad del mercado de las mejores firmas a nivel mundial. Déjate seducir por nuestros ambientes para elegir las telas y textiles que mejor se adapten a tu personalidad y a la de tu hogar.

Leer más
Leer menos
  • DTO
Telas

GARDA

Precio base 125,00 € -20% Precio 100,00 €

Nuevo registro de cuenta

¿Ya tienes una cuenta?
Iniciar sesión O Restablecer la contraseña