Papeles pintados Lisos

Un truco que nunca falla a la hora de elegir un papel pintado es preguntarse qué elemento de la habitación va a ser el protagonista: ¿quieres que destaque el precioso estampado de la pared? ¿o has comprado unos muebles que te encantan y te gustaría que fuesen ellos el centro de todas las miradas? Si este es tu caso y necesitas que la atención se dirija al mobiliario o a objetos decorativos, te recomendamos comprar papeles pintados lisos.

Elige tu color: Papel pintado liso blanco, gris, azul, amarillo...

Serán tus mejores aliados cuando la combinación de colores de una habitación se te complique. Un papel liso blanco siempre será una buena elección si tus muebles son de colores fuertes ¡y, además, no tiene por qué ser aburrido! Tenemos papeles pintados lisos con texturas o imitaciones de tejido que le darán un toque diferente a tu pared sin tener que renunciar a los beneficios del acabado liso.

La versatilidad del papel pintado liso con textura

Otra ventaja a tener en cuenta de este tipo de papeles es su versatilidad: podemos combinar papeles estampados con papeles lisos para lograr un efecto más interesante y menos cargado en nuestras estancias. Por ejemplo, si queremos conseguir un ambiente marinero en la habitación de los peques, la combinación ideal sería un papel a rayas con un papel liso en color azul, (¡tenemos varias tonalidades disponibles para que te sea súper fácil conjuntarlos!).

Un diseño único para tus paredes

Además, en este apartado de papeles pintados lisos encontrarás esos efectos que aparecen de forma natural en materiales como la escayola o la textura de telas tan especiales como el algodón, el lino o la seda. Si eres amante de los ambientes minimalistas y elegantes, vas a disfrutar con toda nuestra variedad lisa. Los colores neutros y lisos nunca pasan de moda, ¡los querrás durante muchos años en las paredes de tu casa!

Leer más
Leer menos

Nuevo registro de cuenta

¿Ya tienes una cuenta?
Iniciar sesión O Restablecer la contraseña